Hoy, ¿qué podemos hacer?

Dice Rab Natan de Breslev:

“El arma esencial de una persona es la plegaria. En todas las guerras en las que una persona debe ser victoriosa, ya sean guerras contra inclinación al mal o las  guerras contra aquellos que lo obstruyen y luchan contra él, su “dedicación” debe ser la plegaria. Esa es la fuente de toda su vitalidad. Por lo tanto, una persona que quiere alcanzar verdaderamente las respuestas debe hacer una gran cantidad de plegarias, peticiones y conversaciones con su Creador, porque esa es la esencia del arma con la cual ganar la guerra”.

Es de esta manera que permitimos que sea Hashem quien de la lucha por nosotros, y para ayudarnos en esta tarea utilizamos el Nombre Divino número 40:

Afectuosamente,
Maestro Daniel Abaud

1
Hola, ¿en qué podemos ayudarte?
Powered by