Libertad y decisión

Cuando nos sentimos atrapados en una situación por causas que sentimos ajenas a nuestra voluntad o a nuestro manejo, decimos que “no somos libres” para hacer, no hacer, decir o actuar de otra manera.

Eso es falso.

Hay una solo factor que es crítico para salir del estado ingrato en que nos encontramos: Tomar la decisión de salir de él. Y ese factor no sólo está radicado en nosotros sino que además es completamente dependiente de lo que cada uno defina internamente.

No hay nadie más en el mundo que pueda decidir por ti si quieres ser libre o no. Una vez que la decisión está tomada con emuná y kavaná, las puertas se abren para salir del encierro.

En este mes de los milagros, decidamos ser libres de nuestras limitaciones y el milagro llegará, con la ayuda del Creador.

Que tengan una buena semana!

Maestra Carolina Castagneto

 

 

 

Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0